Jefe de familia mafiosa asesinado en Nueva York tenía propiedades e inversiones en República Dominicana

EL ORIENTAL, NUEVA YORK._ El jefe de la célebre familia mafiosa Gambino, con sede en un suburbio acaudalado del condado Staten Island (Nueva York), Francesco Cali (Frank / Frankie Boy), de 53 años de edad, asesinado cerca de su casa el miércoles de la semana pasada, tenía propiedades inmobiliarias e inversiones en la República Dominicana, según revela el New York Times en un reportaje sobre el homicidio.

“El señor Cali tenía propiedades inmobiliarias importantes en la República Dominicana, donde a veces vacacionaba. También era dueño de un negocio que importaba salsa de tomate, aceite de oliva y agua mineral, y abrió una gran tienda de frutas en Brooklyn y luego un supermercado italiano”, aña El medio no ofrece detalles de cuáles propiedades y negocios específicos tenía el mafioso en República Dominicana, que sustituyó al afamado John Gotti (padre), en el liderazgo de la familia Gambino, pero se cree que era dueño de edificios y terrenos.” añade el Times.

Tampoco se detalle los lugares donde se ubican las propiedades de Cali.

Él fue el segundo líder de la familia Gambino asesinado desde 1985.

El líder del crimen organizado, que fue arrestado varias veces por el FBI y procesado en la Corte Federal del Distrito Sur en Manhattan, por múltiples cargos criminales relacionados con la actividad mafiosa, fue ejecutado de seis balazos, de diez que disparó el asesino, dentro de su vehículo próximo a su residencia en el vecindario Todt Hill.

La policía arrestó el sábado en Nueva Jersey y acusó a Anthony Cornello, de 23 años de edad y quien lo mató porque Cali, se negaba a que mantuviera una relación con una sobrina, según una teoría de los investigadores, aunque el motivo específico no ha sido revelado.

Cali, era conocido como un mafioso de la vieja escuela que se mantenía en bajo perfil y muy pocas veces daba la cara o aparecía en los medios, excepto, las veces que era acusado en la corte federal.

El Times refiere que el reputado jefe de la familia Gambino no se parecía en nada a John J. Gotti, que dirigió la misma familia cuando el  Cali era un joven.

Tampoco se enseñaba mucho en su vecindario de Staten Island.

Pero se encontró con el mismo sangriento destino como muchos de sus predecesores en la noche del miércoles, baleado en la calle frente a su casa de ladrillo en uno de los asesinatos que  recordó las guerras de la mafia en las últimas décadas.

Comentarios

comentarios

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*

La Verdad al Instante!